martes, 9 de marzo de 2010

CIUDADANOS DEL MUNDO


Hace un par de años me llamó la atención la entrevista que le hicieron a la filóloga Yolanta Bak, de origen polaco.
 Esta sra. tiene en París una consultoría para estudiar las conductas de consumo de la gente y poder  aconsejar a las grandes empresas de distribución de las tendencias de la gente en el
 mercado.
Hacía comentarios genéricos conocidos,como,  que el cliente cada vez exige más,porque está en su derecho; que no interesa para nada fabricar mal y barato y que el reto está en hacer lo que se hace de una forma seria y profesional, añadiendo a la vez, un comentario curioso, "no tenemos que despertar al ciudadano tranquilo".
La filóloga explicaba que en la sociedad existen los ciudadanos latentes esos que observan y no dicen nada, que tienen una conducta impecable, se comportan en todos los lugares..., poco políticos, profesionales... , esos que la sociedad emplea para que todo funcione, esos que antes de actuar practican la empatía y los que acertadamente ha creado el mundo educativo.
Al final, hacía una reflexión curiosa, " no los tenemos que enfadar porque el día que se despierten cambiarán mucho las cosas ". Me pareció un alegato bonito a lo que sería el ciudadano universal ese que hace falta para que todo funcione.

Chavierín