jueves, 23 de agosto de 2012

CON MI SALAKOF EN,.....LOS BAÑALES

 " Bien me podría encontrar en el Valle de los Reyes, en Luxor, con mi porte de arqueólogo y mi sombrero salakof, intentando descubrir , los secretos de las ruinas egipcias, restos de esas dinastías milenarias que sorprendieron a la humanidad con su majestuosidad. Me quedaría allí escavando, pero me llaman más la atención los últimos descubrimientos de la Val de los Bañales, enclave de la romania hispana. Sí,...tengo que volver para ayudar a los arqueólogos modernos de las universidades a hacer un estudio serio y darle al lugar la relevancia que tiene ".

Allá por los años setenta tuve la suerte de participar, como peón, en las excavaciones de los Bañales con D. Antonio Beltrán, profesor de la U.N.I. de Zaragoza. Recuerdo que era,también, un mes de julio, de sol fuerte y obligación debida,..había que trabajar. La experiencia fue grata, llena de aprendizaje y curiosidad, porque las explicaciones a los estudiantes también llegaba a nuestros oídos y la clase se hacía universal.

Descubrimos el funcionamiento de las termas, el proceso de calentamiento del agua, y ciertos hallazgos lógicos,  agujas de pelo, muchos tipos de cerámica común, sijilatas, y varias teselas de blanco y negro que se encontraban desorientadas buscando sus mosaicos de origen en algún lugar de la ciudad. Era un trabajo de campo obligado, porque la universidad necesitaba curiosidad, descubrimientos,... enseñar in situ, registrar los hallazgos en la memoria diaria, prestos para catalogarlos después en los largos días de invierno en la universidad.

Al final todo resultaba lógico dentro del cometido,..un  trabajo bien estudiado, pero sólo,  para el mundo universitario. La gente del lugar entendía que era un trabajo oficial, que la fiesta no iba con ellos y por eso se desvinculaba de las excavaciones puntuales.

En estos últimos años algo nuevo está ocurriendo en los meses de julio en ese lugar,...  en los días de calor,... como antiguamente, lecciones y enseñanzas para los alumnos, otra vez in situ, pero con otro estilo, haciendo también partícipe al ciudadano de sus descubrimientos y de su forma de trabajar, mostrando en los medios de comunicación y con visitas guiadas,  la grandiosidad del lugar y las expectativas de futuro que tienen las excavaciones.
Acompaña a todo esto los secretos escondidos, los hallazgos puntuales que nos dicen que este sitio fue una ciudad importante y, que con sólo el dos por ciento excavado, nos quedan unos años apasionantes de descubrimientos.
Hay que reconocer que el trabajo está consiguiendo ilusionar a los habitantes de la zona haciendo suya la excavación,... su implicación,... su origen,... nuestros antecesores,... ¡¡ tenían cierta clase !!..

Cuando los habitantes de una comunidad, por pequeña que sea, se unen para hacer ciertas actividades, la sociedad gana, la cultura llena y la vida toma ciertos aromas de entusiasmo.

La Fundación del Románico, junto con la universidad, está consiguiendo cosas importantes,...entre ellas, que la gente ame a este lugar.


Ahora después de este largo viaje,  Chavierín, se queda en la "exedra ", en el hall de las termas,  a almorzar y a tomar un baño de agua caliente.

Dando las gracias por estos nuevos aires.

Chavierín.

domingo, 12 de agosto de 2012

EL PEBETERO

Tengo que reconocer que pasé un buen rato viendo la ceremonia de apertura de los juegos olímpicos de Londres con la gran puesta en escena del director Danny Boyle, recreando los momentos de la Inglaterra de antaño, desde la vida en la campiña, el nacimiento de la industria, los avances tecnológicos, logros sociales y la música,  y todo ello,  aderezado con grandes cargas de literatura y aporte cultural.Vimos bien la evolución de un pais que siempre lo hemos conocido como distinto,... en sus islas,... peculiar,... pero que supo engarzar el olimpismo como apuesta de convivencia e igualdad entre el hombre y la mujer. Más tarde, las alegrías de los ojos cristalinos de los atletas darían fe de que toda esta puesta en escena mereció la pena.

Relax emocional, la bondad y los deseos de amistad entre los pueblos te transmiten placidez y rasgos de paz envueltos en un gran poso de utopía y derechos de igualdad,...al final, todos estos actos son bienvenidos.

Los hombres somos capaces de llegar hondo cuando nos lo proponemos preparando escenarios para llamar la atención y para decir que todo funciona mejor con una buena convivencia.
Recuerdo, también, como  en  la Expo Universal de Zaragoza fuimos capaces de emocionar, de crear un clima universal, de crear diálogos, de intercambiar puntos de opinión sobre el agua,... sobre la supervivencia ; allí , todos los paises presentaron sus mercadillos, su forma de vida,... su evolución,... lo que son capaces de hacer,  y todo ello plasmado en miles de anotaciones y fotogramas que llenan los curriculum de lo que de verdad mereció la pena conocer,  en esa Exposición Universal.

" Todos los eventos se organizan con el deseo de que tienen que abandonarse las tristezas "

Después nos vienen las realidades de la existencia,...  de lo que hay, de lo que no cuadra con la idea de las igualdades y de los derechos humanos.
Veo el  " EL GRAN CIRCO MAXIMUS ", en el entresuelo con  todos estos deseos observados desde los distintos anfiteatros  por los personajes que no entienden de la inutilidad de las guerras,... de los refugiados, que les da igual que mueran millones de personas por inanición cuando tenemos los almacenes llenos de sobrantes y que se permiten el lujo de especular y cambiar el precio de los alimentos inalcanzable para subsistir. En frente estarían los intelectos, los especuladores, los políticos de baja estopa, la gran banca, los nacionalismos galopantes y los fundamentalismos aderezados con ideas conservadoras que nos dicen que todos no somos iguales,...ruina de espectadores que controlan todos los resortes mundiales y que no se dejan impresionar con estas fiestas.
Chavierín piensa que estas demostraciones, aunque se cree que no sirven de nada, son necesarias porque poco a poco mueven las conciencias de los gobernantes por la gran influencia que ejercen en la opinión pública.
Para mí, todo esto tiene  un simbolismo, es como si fuera una plegaria gigante llena de deseos, en el inmenso pebero que es la existencia.

    Chavierín.