martes, 2 de septiembre de 2014

EN ESPAÑA, EL PODER NO RESIDE EN EL PUEBLO

Que el partido político que dirige el país en estos momentos esté sometido a investigación judicial por prevaricación, dice mucho del poco valor de la democracia española.

Que este gobierno que, además de estar imputado esté vilipendiado descaradamente al ciudadano y a la sociedad española con reformas absolutistas y retrogradas es cuando más, dantesco.

Que unos dirigentes de renombre, llamados políticos, sean los primeros en no respetar las normas de administración y concursos saltándose los protocolos de normas y méritos nos da idea de en qué manos tenemos el país.

"Y las larvas del deterioro abnegaban el Levante,...las islas,...disfrutando del festín por tanto descontrol " 

Y siguen con su marcha latente en los sillones del parlamento, granujillas con los pies colgando y que viven apoyados en la almohada de la impunidad.

Y si me voy para el sur y observo los virreinatos de taifas,... y si voy por el norte y curioseo en los de Aragón, Cataluña y otros lares, llego a la conclusión de que el abuso y la irresponsabilidad también abundaba por estas cortes.

Podría llenar librillos y cartularios con todas las pifias y desmanes hechos por los políticos y adláteres en el poder, pero me inhibo y paso de recordarlos porque todo el mundo se los sabe de memoria.

¿ Y qué podemos hacer ante este Decamerón prohibitissimo ?

Pues,...poca cosa, porque estos grupos mayoritarios controlan la justicia honorable,...son sangre de su sangre,... ¿ Cómo voy a condenar a mi padre político que me da puesto y plaza en el tribunal de justicia ?

Y como en esta democracia hispana el poder no reside en el pueblo, los ciudadanos de a pié, sólo podemos poner en marcha " las purgas políticas " y redactar un manifiesto justo lleno buenas intenciones.

De justicia hubiera sido:  

" Ante la trama del protegido "bonachón ", Bárcenas, dentro de las entrañas del partido, el tribunal supremo tenía que haber dictado el desmantelamiento urgente del partido en el poder por irresponsabilidad grave a la esencia de la democracia y mal ejemplo a la nación, extensible también, a las comunidades que tienen gobiernos con casos obscuros " 

Esto hubiera sido lo grandioso y serio, quitar de la circulación los partidos, por grandes que sean, que no hubieran respetado las normas de la carta magna y comenzar de nuevo con otras personas y partidos con intenciones serias.
El ciudadano no le puede dar permiso a un grupo político para que les lleve las "cuentas " si es  rufián y pendenciero.

Pero voy a acabar,... desolado,... con mis reflexiones, el pueblo con una buena justicia hubiera sido el dueño del buen hacer y criterio. 

Al final los grupos políticos se mantendrán morenos , después de la vuelta de vacaciones, preparados con escudos para aguantar los embates de las mentes acusadoras,... pero ellos son los que mandan,... es nuestro sino

Es triste, pero es fácil pensar, que personas de perfil bajo son los que nos están gobernando.

Chavierín


1 comentario:

  1. Buen varapalo! Hoy estás cañero. De todas formas, se lo merecen. Mirando para otro lado unas veces, haciéndose el sueco otras y las más hurtando descaradamente la voluntad popular con sus necias decisiones. En fin, que como dice El Quijote: "Todo mal nace de la ociosidad cuyo remedio es la ocupación honesta y continua"

    ResponderEliminar